Escribir una novela, Recursos para el escritor

Organizar escenas y capítulos

Organizar escenas y capítulos

   Organizar las escenas dentro de cada capítulo es tan importante como la trama de las mismas. Seguro te ha pasado alguna vez que mientras escribías una escena te ha venido a la mente algo que incluir en una escena anterior, algo que modificar o directamente eliminar. Es muy probable que tardes más tiempo en encontrar el párrafo en cuestión que hacer el cambio.

  Una de las prácticas habituales a la hora de escribir una novela es dividirla por capítulos. De esa forma, el lector siente una organización, un orden en su camino hacia el final de la historia. Si además, en cada capítulo encontramos varias escenas en la que intervienen diversos personajes, damos la impresión de cambiar de escenarios como si se tratara de una película.

  Todas estas partes deberían estar lo suficientemente estructuradas como para no perder el hilo y volverse loco. De eso depende que nuestros lectores:

  • Sientan los ritmos variantes de la historia.
  • Encuentren un momento apropiado para hacer una parada.
  • Puedan releer la escena completa.
  • Recuerden mejor la localización de un dato en concreto.

 

¿Cómo organizar estas partes mientras las escribes?

  Mi próxima novela Guardianes de Arkanshía, segunda parte de Pórtico de cruce, (a la venta en noviembre) está escrita de siguiendo una estructura muy clara, al menos para mí:

1.- Consta de 28 capítulos y en cada uno de ellos tienen lugar diversas escenas.

2.- Para llevar un control de ellas necesitas todo un sistema de organización.

3.- Lo principal, por supuesto, es elaborar una escaleta que te indique de forma escalonada los pasos que cada personaje debe dar hasta alcanzar el punto donde se ha propuesto llegar. Esto nos hará más sencillo encontrar el momento que nos interesa.

  Pero a pesar de esa escaleta, en el proceso de escritura cada personaje lleva su propia línea con cortes constantes y giros a veces imprevisibles. (Al menos eso me pasa a mí).

  Para llevar un orden y encontrar el dato que necesito de la mejor forma posible utilizo dos estrategias que quiero compartir con vosotros:

Primera Estrategia

1.- Cada escena tiene a un personaje con más peso que los demás y es a él a quien le otorgo un color de fuente determinado. Por ejemplo, cada vez que mi protagonista lleve el peso de la escena escribo todo con rojo; Dana, la protagonista femenina tiene adjudicado el azul y así sucesivamente.

2.- Para la siguiente escena, además de añadir un espacio de separación y un símbolo o letra distintiva cambió el color.

Este es un ejemplo de una pagina que sigue esa estructura.

Escenas con color de fuente
En la imagen puedes ver dos escenas de dos personajes diferentes separados por su color de fuente.

Color de la escena (pincha aquí)

Segunda Estrategia

1.- Sábana de ubicación. En un folio A3 distribuyo la novela por capítulos, anotando una frase resumen de cada escena y después marco con los colores para ubicar a los distintos personajes y lo que va ocurriendo. Así es muy fácil encontrar el momento preciso si deseas eliminar, cambiar o cortar una escena determinada.

Ejemplo de una sábana visual de ubicación
En la imagen podemos observar la separación de los diez primeros capítulos de una historia. Cada frase coloreada representa una escena; cada color, un personaje.

Sábana Visual (pincha aquí)

Con estas estrategias consigues además estas ventajas:

1.- Tener un control de las intervenciones de los personajes.

2.- Averiguar qué personajes tienen más participación en la historia y cuáles menos.

3.- Saber si has quedado a algún personaje olvidado o poco detallado.

4.- Cerciorarte de que cada personaje tiene el final que tú le has propuesto en su momento adecuado.

5.- Ver si cada capítulo tiene una organización parecida en cuanto a número de escenas incluidas.

Todo esto ayuda a tener un mayor control de tu historia. Pruébalo y verás que resulta muy útil.

Gracias por tu visita.